5 frases poco comunes sobre estrategia que deberías considerar

5 frases poco comunes sobre estrategia que deberías considerar

Si emprender fuera sencillo, nuestra principal actividad en la vida debería ser crear empresas. No obstante, sabemos que es una de las decisiones más difíciles que tomamos, además ya no basta simplemente con abrir un negocio y esperar a que lleguen los clientes.

Como emprendedores debemos de entender que éste es un proceso que inicia desde la idea de negocio, continúa con la puesta en marcha, la operación hasta el escalamiento. Que el dinero no es el recurso más importante en nuestro negocio, sino sus activos traducidos en habilidades y capacidades requeridas para crear y ejecutar buenas ideas de crecimiento, ya sea mediante nuevos o mejorados productos y servicios exitosos.

Sabemos bien que los emprendimientos tienen un potencial excepcional basado en los conocimientos y habilidades; pero que al final resulta ser un gran problema, ya que si bien, emprendedores como tú dominan a la perfección la parte técnica o tecnológica de lo que proponen como solución, administrar una organización es totalmente diferente y no todos poseen esos conocimientos o habilidades para hacerlo; alguien que administra una empresa, debe de tener la capacidad de crear estrategias para los fines que persigan conjuntamente.

La creación e implementación efectiva de estrategias es el único camino que nos guiará a cumplir nuestros objetivos, es por ello que te proporcionamos 5 frases que debes de conocer y usarlas a tu favor con la información que a continuación te proporcionamos:

1.Hay muy pocos negocios malos, lo que hay son malas estrategias

Cuando vemos fracasar a una empresa en un mercado, podríamos asumir que el producto o servicio que la empresa ofrecía no era lo suficientemente bueno, sin embargo, es muy probable que la falta del cumplimiento de objetivos se deba a que la empresa trazó erróneamente su estrategia.

Recordemos que para trazar una estrategia correcta necesitamos saber: nuestro winning aspiration, dónde vamos a competir y dónde no (conocimiento del mercado), ¿con qué competiremos, precio o diferenciación?; para ello necesitamos saber cuáles son nuestras capacidades y ¿con qué indicadores vamos a medir nuestra gestión?

Pensemos en el caso catastrófico de Barbie en China, donde Mattel invirtió millones de dólares para abrir una tienda de dos pisos en Shanghai que fue cerrada a los dos años de operar. Uno de los insights que tuvo la empresa en el transcurso de operación fue que las niñas chinas buscaban en una muñeca un símil al concepto japonés kawaii[1], cuyo significado es tierno o adorable, adjetivo que no estaba relacionado con Barbie, por el contrario, ésta se puede definir como sexy. ¿Qué sucedió?, Mattel no estudió bien el mercado, que poco tenía que ver con el occidental. ¿El producto era malo? Claro que no, muchos años Barbie demostró ser una muñeca aspiracional para las niñas, en una geografía específica, con una cultura específica; lo cual nos lleva a otro de sus fracasos por el año de 2005 dentro de su propio mercado con las Bratz; las niñas preferían muñecas que representaran el estilo de la juventud actual, vestidas a la moda y con espíritu de “estar de fiesta”. Hoy día ya no tienen como prioridad ser amas de casa o mamás como en algún momento sucedió y Mattel no lo entendió en el tiempo justo para adelantarse a sus competidores, perdió el monitoreo de su propio mercado.

2 El liderazgo comienza con una ventaja competitiva

La única forma de sacar ventaja en un mercado es definiendo cuáles de nuestras capabilities nos hacen ser mejor que nuestra competencia.  Mencionemos el caso de Nike: su cultura “just do it” es aspiracional para sus clientes y como actitud corporativa al dar empuje y congruencia; terceriza la fabricación de sus productos para ser de bajo costo y ser competitivo en el mercado con un mayor margen de ganancia; es eficiente en su cadena de suministro; ha logrado alianzas con atletas como Tiger Woods o Michael Jordan para alcanzar un fuerte posicionamiento de marca, además de apostarle al diseño e innovación de sus productos.

Para no casarnos con Nike, pensemos en Ikea, quien ha decidido implementar una estrategia de liderazgo por bajo costo en su mercado, lo cual sustenta su ventaja competitiva, que le permite producir sus productos mucho más económicos e involucra al consumidor en el proceso, que monta y transporta sus artículos; otra de sus capacidades es su cadena de proveeduría y su planificación y análisis de costos en su fabricación.

3.No olvidar el core business de la empresa

¿Por qué es importante? Porque da coherencia y credibilidad, fue con el que se empezó a fraguar la idea de negocio del emprendedor, su viabilidad y la oferta de sus servicios. ¿Qué tanto podemos diversificar nuestra oferta?, la respuesta quizá dependerá de nuestras capabilities. Si los negocios de diversificación se relacionan el core de la empresa, se podrá compartir recursos como fuerza de ventas, insumos, capacidades productivas o distribución, transferencia de tecnología o conocimiento e incluso la reputación que ya tenga nuestra marca. Pensemos en Amazon, empezó vendiendo libros, el éxito inicial en el sector editorial le abrió las puertas al comercio electrónico de todo tipo de productos. El core business sigue vivo y su objetivo logrado, es decir, el control de casi la mitad del comercio electrónico en EE.UU. y una buena parte del comercio mundial. Además, se ha metido a los servicios de computación en la nube (Amazon Web Services), ofrece entretenimiento por streaming con Amazon Music y Prime Video e incluso ha invertido en robots e inteligencia artificial.

4.Tener la habilidad de aprender y adaptarse al cambio tan rápido como sea posible

¿Quiénes no hemos escuchado hablar del caso de Kodak?, conocido como el gigante amarillo, el rey de la fotografía durante más de un siglo. Esta empresa creo la industria de la fotografía, inventando cámaras que podían utilizarse por cualquiera gracias a su fácil uso. Recuerdas el lema ¿Tu presionas el botón, nosotros hacemos el resto? Su estrategia era vender cámaras fotográficas y la recompra de rollos fotográficos e impresión de las fotografías. Kodak fue tan grande que llegó a tener más de 140, 000 empleados alrededor del mundo y llegó a ser la empresa número 18 de entre las más grandes de Estados Unidos.

Por desgracia e irónico que parezca (ya que dentro de sus propios laboratorios se fraguó como muchos sabemos, la cámara digital, por la que simplemente no le apostó) tuvo cero aprendizaje, una lenta readaptación a las nuevas tecnologías; no entendieron a su propio consumidor quien veía en la fotografía un simple medio para crear la experiencia de compartir momentos importantes.

Se aferró a lo que le dio buenos resultados en el pasado sin volver a colocarse como pionero de la industria que había creado. Kodak es un gran ejemplo para las mejores 3 lecciones: 1) pensar fuera de la caja nos permite detectar una oportunidad, ya que la evolución tecnológica no se detiene y nuestros competidores están pensando y trabajando en lo mismo que nosotros 2) Por lo mismo, no podemos descuidar a la competencia y a nuestros clientes, debemos monitorearlos todo el tiempo, ser capaces de adaptarnos con rapidez, esta capacidad no sólo la requieren las empresas, sino las personas, que no está relacionada con la experiencia que tengamos, Kodak tenía toda la experiencia.

5.No puedes ganar afuera (mercado) si estas perdiendo adentro (empresa)

Es imposible pensar en que podemos ganar un mercado si no existe un funcionamiento (adecuado) interno de tu empresa. Se debe actuar basados en una estrategia de adentro hacia afuera, debemos ser congruentes con la realidad de los procesos, políticas, modelos de negocio y productos. Lo más importante es que nuestra organización sepa que vamos navegando en la misma dirección, con los mismos objetivos y con una misma cultura empresarial, ya que de esta forma creamos valor para la propia empresa y para nuestro mercado.

Seguramente deberá de haber muchas más frases, no obstante, pensamos que estas cinco son indispensables en la mente del emprendedor a la hora de trazar su propia estrategia, para que tengas mayor claridad en la importancia de que, no sólo hace falta tener una buena idea, que debes quitarte el outfit del “ego” para aceptar cuando las cosas no están saliendo bien y tener la capacidad de escuchar el feedback que te da un experto o tu propio cliente, incluso el mercado, detenerte unos segundos y replantearte si, primero tienes una estrategia, si es adecuada y si la ejecutas correctamente;  al tener esta información podrás tener una mayor capacidad de tomar las mejores decisiones para tu startup; recuerda que en G2 tenemos un gran compromiso en el ecosistema de profesionalizarte y ayudarte a encaminar tu startup para darte más valor en el mercado en el que compites.

[1] Revista El orden Mundial https://elordenmundial.com/el-culto-a-lo-kawaii-en-japon/  15 de julio de 2019. 11:30 am. El Orden Mundial (EOM) es un medio de análisis internacional en español privado e independiente orientado a la divulgación de asuntos internacionales.

About the author

administrator

Call Now Button